Excursiones desde Phnom Penh

Phnom Chisor

Es imposible que estando en Phnom Penh te quedes solo caminando por sus calles. Hay mucho más en los alrededores, a corta, media y larga distancia y debes salir a descubrirlo.  Es muy fácil hacer excursiones desde esta ciudad y los hoteles y hostels suelen arreglar los tours. Sino, siempre puedes ir por tu cuenta y sentirte un local más ya que la mayoría de los destinos más cercanos están sobre la ruta de los autobuses. Una vez en ellos siempre hay mototaxis o los clásicos tuktuks, las motos con tres ruedas, para ir y venir de los sitios turísticos y las paradas de autobuses.

Un destino muy bonito es la Isla de la Seda o Koh Dach. Puedes llegar en ferry, por las aguas del Mekong, o puedes alquilar tu propio bote. Desde el muelle de la isla tomas un tuktuk o una moto taxi y ella te lleva a dar un paseo por esta isla tradicional donde desde hace siglos  se teje seda. Oudong, la capital de Camboya hasta 1866, tiene las ruinas de una ciudad abandonada. Están sobre unas colinas coronadas con templos y estupas que contienen los restos de muchos reyes. La vista es maravillosa.

También, si de vistas se trata, puedes tomar el autobús que va a Takeo y bajarte en la parada del kilómetro 52. Allí hay un letrero que dice Phnom Chisor y después de tomar una mototaxi llegas a los pies de 503 escalones. Desde arriba la vista de la campiña es preciosa y las ruinas mismas son otra maravilla antigua. Se trata de un templo dedicado a Shiva y Vishnu. A dos horas de distancia en coche tienes la colina de Phnom Da y más ruinas de templos. También puedes llegar en autobús hasta Takeo y desde allí tomar un bote hasta Angkor Borei, una zona habitada desde hace 2500 años. Hay un museo con todos los hallazgos arqueológicos y más allá, a unos 25 km, está Phnom Da, la colina con las ruinas de un templo del siglo XI dedicado a Shiva.

La gente de la capital camboyana disfruta del zoológico los fines de semana. Para eso se acerca de Ta Khmau y de paso visitan el templo en la cima del Prasat Tamao, del siglo XI. En realidad a poca distancia en autobús tienes muchas ruinas de templos así que debes elegir cuál visitar y cuál dejar en el tintero. Hay sitios que puedes visitar en el mismo día, ida y vuelta, y otros que implican dos o tres días así que todo depende del tiempo con el que cuentes.

Personalmente me gustaron mucho las ruinas francesas dentro del Parque Nacional Bokor, la aldea costera de Kep, Tonle Bati, un lago a solo 30 km de distancia, y a 20 km Phnom Reap, un templo moderno pero de estilo Angkor. Hablando de Angkor Wat, el viaje entre ambos destinos dura unas 5 horas en autobús o un poco menos en taxi. También puedes ir en bote, aunque en temporada seca el bote tarda más tiempo. Si vas en bote procura viajar al aire libre y llevar comida y bebida.

Foto: vía All Cambodia



Etiquetas:

Categorias: Phnom Penh


Deja tu comentario